Sanar el alma para curar el cuerpo

mentesaludable

Blom

 

El cuerpo conforma un mapa de la conciencia, el cuerpo es el área donde la mente se expresa en su totalidad es el escenario físico donde el alma escribe sus reclamos, lo importante no es lo que sucede, si no lo que hacemos con lo que sucede.

Hay muchas razones o factores por los cuales nos enfermamos, algunos de ellos son:

· Psicológicos

· Emocionales

· Espirituales

· Trastornos mentales (heridas, bloqueos, traumas)

· Malos hábitos

· Virus y bacterias

 A menudo, la enfermedad se representa como un vehículo de transformación interna, un viaje a tomar conciencia, yo diría una «invitación divina» que nos lleva a explorar internamente las necesidades del corazón y del alma.

Cada uno de los cuerpos inferiores vibra en diferentes frecuencias. Deben vibrar en armonía para que podamos manifestar la virtud. Nuestra tarea es esa.

El cuerpo físico: es el que nos permite expresarnos a través de la forma, a través de sus venas y arterias corre sangre vital.

El cuerpo espiritual: es el que energetiza al cuerpo físico, es una red de líneas de fuerza a través de las cuales fluye la energía cósmica o divina.

El cuerpo emocional: es el que muestra la respuesta de la personalidad al deseo – el ansia de poseer o no poseer- se experimenta como todos los pares de sentimientos opuestos como amor-odio, alegría-tristeza, etc.

El cuerpo mental: es el que nos permite conectar a los demás cuerpos inferiores con los superiores o espirituales.

El cuerpo expresa señales que nos aproximan a descubrir que nos está afectando.

Un alto porcentaje de enfermedades se originan en el cuerpo  espiritual y en el emocional, ya que si apreciamos que él se rige mayoritariamente por lo emocional vemos que la enfermedad puede atribuirse a exceso de estímulos. Ejemplo: deseos excesivamente satisfechos o excesivamente frustrados. Anhelos reprimidos o manifestados en exceso.

Otro porcentaje se origina en el cuerpo mental y va a aumentar a medida que la humanidad deje de lado los patrones emocionales.

Para sanar una enfermedad hay que sanar las circunstancias que crearon la vibración para la aparición de la misma.

PD: El equilibrio físico, espiritual, emocional y mental es fundamental para tener una mente saludable.