EEUU planea llevar a cabo una serie de ciberataques a Rusia, según NYT

EEUU planea llevar a cabo una «serie de acciones clandestinas» contra las redes de Rusia durante las próximas tres semanas en respuesta al reciente ciberataque del que fueron objetivo numerosas instituciones gubernamentales del país norteamericano, y cuya autoría ha atribuido sin pruebas a ‘hackers’ rusos. Así lo informó el domingo el periódico The New York Times, citando a funcionarios no identificados. 

Blom

 

De acuerdo con el medio, los ciberataques estadounidenses deben ser «evidentes» para el mandatario ruso Vladímir Putin y los servicios de Inteligencia y militares del país, «pero no para el resto del mundo».

Además, según los funcionarios, el ataque se combinaría con «algún tipo de sanciones económicas» contra Moscú, así como con una orden ejecutiva del presidente de EE.UU., Joe Biden, que fortalecería la protección de las redes del Gobierno norteamericano para prevenir futuros ‘hackeos’. 

Previamente, durante una entrevista con The New York Times, el asesor de seguridad nacional de la Casa Blanca, Jake Sullivan, declaró que una mezcla de sanciones públicas y acciones privadas es la combinación más probable para forzar una «amplia discusión estratégica con los rusos». 

«De hecho, creo que un conjunto de medidas que los rusos entienden, pero que pueden no ser visibles para el mundo en general, es probable que sean las medidas más efectivas en términos de aclarar lo que EE.UU. cree que está dentro y fuera de los límites y lo que estamos dispuestos a hacer en respuesta», dijo Sullivan.

Separadamente, la Casa Blanca «está llevando a cabo toda una respuesta del Gobierno para evaluar y abordar el impacto» de las intrusiones cibernéticas que Microsoft sufrió la semana pasada y que supuestamente están vinculadas a un grupo chino patrocinado por el Estado. Según las estimaciones iniciales, unos 30.000 sistemas se vieron afectados, en su mayoría los operados por empresas o agencias gubernamentales que utilizan software de Microsoft y ejecutan sus sistemas de correo electrónico internamente.

¿Qué se sabe sobre el ‘hackeo’?

A mediados del pasado diciembre, varios periódicos estadounidenses informaron sobre el ‘hackeo’ masivo del que habían sido objeto numerosas instituciones gubernamentales del país, como los Departamentos de Estado, de Comercio y del Tesoro, así como partes del Pentágono. En total, según las estimaciones, aproximadamente 18.000 «usuarios privados y gubernamentales» podrían haber sido afectados por el ataque. 

La acción de ‘hackeo’, que se cree que empezó en la primavera de 2020, fue detectada en diciembre por la empresa privada de ciberseguridad FireEye, que encontró el código malicioso en el ‘software’ de la empresa SolarWinds, entre cuyos clientes se encuentran las cinco ramas del Ejército de EE.UU., el Departamento de Estado, la Agencia de Seguridad Nacional y la Oficina del Presidente de EE.UU.

Las agencias de Inteligencia estadounidenses alegaron que el ataque era «probablemente de origen ruso», pero no han proporcionado ninguna prueba al respecto. 

Moscú, por su parte, rechazó repetidamente todas las acusaciones. «Si durante muchos meses hubo ataques y los estadounidenses no pudieron hacer nada al respecto, probablemente no hay necesidad de culpar a los rusos por todo sin fundamento, no tenemos nada que ver con eso», enfatizó en diciembre el portavoz presidencial, Dmitri Peskov. 

A su vez, el presidente Putin aseveró que los ‘hackers’ rusos «no interfirieron en los asuntos internos» de EE.UU. y lamentó que las relaciones de su país con Washington «se han convertido en rehenes» de la política interna norteamericana, mientras que la Embajada de Rusia en EE.UU. recordó que Moscú «promueve activamente» los acuerdos bilaterales y multilaterales de seguridad cibernética. 

 

Cactus24 08-03-21