Zamoranos exigen toque de queda ante azotes nocturnos

Cansados de los constantes robos y los altos índices de inseguridad, vecinos del sector La Cañada y Playa Blanca trancaron la carretera nacional Morón – Coro para exigir seguridad.

Blom

 

Más de un centenar de lugareños paralizaron la arteria nacional la cual colapsó ante la tranca vehicular que pasó los treinta minutos.

Un contingente de la Guardia Nacional Bolivariana, al mando del comandante Porras del Destacamento 132, así como supervisor jefe de Polifalcón, Javier Torres, sostuvieron conversación con los manifestantes quienes al unísono exigen un toque de queda a partir de las 9:00 de la noche para darle un “parao” a la inseguridad.

Los protestantes hicieron un llamado a las autoridades municipales, tanto ejecutiva como legislativas, para que se unan en mesa de trabajo “porque no hay ley”, dijo Marbelis Sarmiento, una de las protestantes.

 

Cactus24 (19/07/2016).