Viagra junto a otro medicamento es un método nuevo para obtener células madre

La famosa Viagra podría tener un sorprendente efecto beneficioso par la salud, aparte del que ya tiene. Investigadores de la Universidad de California Santa Cruz (EE.UU.) han demostrado que la combinación de Viagra y otro medicamento llamado Plerixafor es un método nuevo y rápido para obtener células madre de donantes para ser utilizadas en los trasplantes de médula ósea.

Los trasplantes de médula ósea, utilizados principalmente en el tratamiento del cáncer, son intervenciones que salvan vidas al restaurar las células madre que generan nuevas células sanguíneas en el paciente que recibe el trasplante.

Blom

 

Estas células formadoras de sangre (llamadas ‘células madre hematopoyéticas’) normalmente residen solo en la médula ósea. Su obtención para los trasplantes originalmente requiere perforar el hueso de la cadera y usar una aguja especial para extraer células directamente de la médula ósea. Aunque hoy día es más común recolectar las células de la sangre, usando fármacos para que las células madre se muevan desde la médula ósea al torrente sanguíneo.

El nuevo estudio, publicado hoy en Stem Cell Reports, demuestra que este régimen alternativo, que moviliza las células madre de la médula ósea en solo 2 horas, implica una dosis oral única de Viagra seguida, a las dos horas, de una inyección única de Plerixafor.

«Nuestro enfoque podría aumentar significativamente el número de pacientes que podrían beneficiarse de los trasplantes de médula ósea», señala Camilla Forsberg, autora principal del artículo. «Aunque ya hay formas de hacer esto, el régimen estándar no funciona para todos».

El laboratorio de Forsberg realizó el estudio en ratones y ahora deberán realizar ensayos clínicos en humanos para confirmar la seguridad y la eficacia del nuevo régimen. Sin embargo, ambos medicamentos ya están aprobados por la Administración de Alimentos y Medicamentos de EE.UU. (FDA) y también en la Unión Europea y son relativamente económicos. Su traslación al uso clínico podría ser mucho más rápida y menos costosa que la prueba de compuestos no utilizados previamente en humanos.

Viagra, mejor conocido como tratamiento para la disfunción eréctil, es un medicamento seguro y bien estudiado que promueve el ensanchamiento de los vasos sanguíneos (vasodilatación), lo que aumenta el flujo sanguíneo a los tejidos. Inicialmente desarrollado como un tratamiento para la presión arterial alta, ahora se usa para tratar una variedad de trastornos vasculares, que incluyen hipertensión pulmonar, mal de altura y preeclampsia.

El laboratorio de Forsberg decidió probar la capacidad de Viagra para ayudar a movilizar células madre hematopoyéticas de la médula ósea después de observar que los cambios vasculares en una cepa de ratones que estaban estudiando condujeron a una mayor movilización de células madre. Los ratones carecen del gen para una proteína de la superficie celular, Robo4, que la investigación previa del laboratorio había demostrado que regula la integridad de los vasos sanguíneos para mantener las células madre en la médula ósea.

Plerixafor, el otro medicamento en la combinación, es un inhibidor de Cxcr4, que es un receptor en la superficie de las células madre hematopoyéticas que les ayuda a adherirse a su nicho en la médula ósea. Plerixafor moviliza las células madre, pero no es muy eficaz por sí solo. «Cuando dilata los vasos sanguíneos con Viagra, las células movilizadas por Plerixafor tienen más capacidad de salir al torrente sanguíneo», afirma StephanieSmith-Berdan, autora del estudio. Con información de ABC.

Cactus24 (10-10-2019)