Senador Menéndez: Trump deporta venezolanos a través de terceros países

El senador Bob Menéndez dijo el viernes que la administración de Donald Trump ha estado deportando venezolanos subrepticiamente a través de terceros países aun cuando las leyes estadounidenses prohíben que los refugiados sean devueltos a lugares donde sus vidas o sus libertades se vean amenazadas.

Blom

 

El senador demócrata por el estado de Nueva Jersey instó a la administración a que suministre al Congreso detalles sobre las deportaciones no reveladas de refugiados trasladados hasta Trinidad y Tobago, incluyendo el número de “inocentes venezolanos que fueron obligados a regresar a la sangrienta dictadura de Nicolás Maduro”, y si la práctica continúa.

“Nuevos documentos presentados a mi oficina confirman que las deportaciones estadounidenses de venezolanos continuaban a través de terceros países por lo menos hasta marzo del 2020, mientras que la administración Trump ha ofrecido pocas garantías de que no seguirá retornando venezolanos a la fuerza a un régimen que las Naciones Unidas recientemente declaró que ha cometido crímenes contra la humanidad”, escribió Menéndez en una carta dirigida al Secretario de Estado Mike Pompeo.

La carta –también dirigida a la secretaria de Transporte Elaine Chao y al subsecretario de Estrategias y Políticas y Planes del Departamento de Seguridad Nacional, Chad Wolf– expresa preocupación adicional ante señales de que los vuelos continuaron durante meses después de que la Administración Federal de Aviación prohibió en mayo del 2019 el transporte aéreo de pasajeros desde y hacia aeropuertos venezolanos.

Previamente este año, la aerolínea Copa Airlines fue multada por operar vuelos similares entre Estados Unidos y Venezuela haciendo uso de Panamá como punto de escala.

El senador cubanoamericano acusó a la administración de hipocresía al deportar a venezolanos a un país denunciado en todo el mundo por violaciones de los derechos humanos, de acuerdo a lo que recoge el Nuevo Herald de Miami.

“La ley estadounidense prohíbe el regreso a la fuerza de refugiados a lugares donde sus vidas o su libertades estarían amenazadas. Las regulaciones de Estados Unidos han suspendido todos los viajes aéreos a Venezuela y la política exterior de Estados Unidos debería estar dirigida a contrarrestar las violaciones sistemáticas de los derechos humanos por parte del régimen de Maduro. Las continuadas deportaciones de ciudadanos venezolanos por parte del gobierno parece socavar estas políticas”, agregó Menéndez.