¿Qué lugar ocupa Avengers: Endgame en el ránking del Universo de Marvel?

¿Es «Avengers: Endgame» la mejor película del Universo Cinematográfico de Marvel? Ciertamente, es la más emotiva al cerrar un ciclo de 11 años; una historia en la cual se da el lujo de complacer a sus fans, pero también al público en general.

Blom

 

22: «Thor: The Dark World» (2013)

Es muy probable que Thor sea el Vengador menos carismático. Su primera película sirvió para introducirlo a este universo, y quizá ese fue su mayor atractivo. El personaje interpretado por Chris Hemsworth funciona mucho mejor cuando aparece al lado de otros más atractivos como Iron Man, Captain America o Hulk.

21: «The Incredible Hulk» (2008)

A estas alturas, el «tono Marvel» es un estándar en todas las películas del MCU. Lo sembró «Iron Man» en 2008, el mismo año en que llegó al cine la historia de Hulk protagonizada por Edward Norton. Si ya olvidaste las consecuencias, enemigos y personajes de esta cinta salvo Hulk, no te sientas solo. Marvel Studios apenas les hace referencia. 

20: «Iron Man 2» (2010)

El héroe se enfrenta con su propio pasado. Al haber hecho pública su identidad como Iron Man, un expuesto Tony Stark quiere mantener al gobierno alejado de su tecnología y enfocarse en el futuro de la Expo Stark creada por su padre. Pero Ivan Vanko (Mickey Rourke), misterioso sobreviviente de la guerra fría, intentará destruir a Stark y todo lo que representa.

19: «Thor» (2011)

Lo más rescatable de «Thor» es su onda de teatro clásico, donde hermano pelea contra hermano por el favor del padre, pero eso no quita que la cinta más parezca hecha por obligación, pues «Avengers» (2012) está a la vuelta de la esquina y hay que preparar el terreno. 

18: «Avengers: Age of Ultron» (2015)

La que pintaba como otra de las grandes películas de Marvel terminó como una de las grandes decepciones. Al menos por lo que se veía en el tráiler, Ultron iba a ser el villano que todos esperábamos. Muchas de las escenas de los avances no quedaron en el corte final y, como consecuencia, vimos a un personaje que ni siendo interpretado por James Spader levantó.

17: «Ant Man and the Wasp» (2018)

Después del drama y pesadumbre de «Avengers: Infinity War«, el MCU necesitaba las payasadas con héroes que tanto han funcionado en la taquilla. La cinta pudo quedarse en ello, pero no lo hizo y en el camino otorgó a Ghost, la villana más gris de toda la saga. Sabes que hace cosas malas, pero al saber sus motivaciones solo puedes estar de su lado. 

16: «Thor: Ragnarok» (2017)

Si pensaste que nada podía ser más ridículamente divertido que «Guardianes de la galaxia 2», aparece esta película y pone la valla más alta. Lo que carece en trama, lo compensa con el volumen de bromas y —cosa sorprendente —desarrollo de personajes, eso que no había en las películas del dios del trueno. 

15: «Iron Man 3» (2013)

Gran paradoja que el más poderoso enemigo al que enfrentó Iron Man sea un invento. Una caricatura con largos bigotes y fondos asiáticos para sembrar el miedo. No hay película del Universo Marvel que con tanta audacia nos revele cómo funcionan los mecanismos del miedo y qué tan fácilmente los que sacan provecho del mismo viven muy cerca de nosotros. 

14: «Captain Marvel» (2019)

La cinta no requiere de un villano para ser buena, pues el antagonista es más una situación que alguien en particular. Allí tenemos un avance en cuanto a la fórmula… y como ya sabemos, Carol Danvers volverá en «Avengers: Endgame»; donde repartirá castigo duro y parejo.

13: «Captain America: The First Avenger» (2011)

No es la película más brillante del MCU, pero «The First Avenger» es una historia sólida que presentó a Chris Evans como la personificación del ideal estadounidense en una época difícil. Palmas para Hayley Atwell, que transformó a Peggy Carter en un personaje inolvidable.

12: «Ant-Man» (2015)

Debido reconocimiento a uno de los héroes más apreciados del Marvel clásico, pero menospreciado en tiempos actuales. El traje usado por el doctor Henry Pym pasa a manos más jóvenes, las de un ladrón con buena onda y una hija adorable. Más allá de los notables efectos que nos llevan a mundos microscópicos, el sentido final del filme de Peyton Reed tiene que ver con nuestra capacidad para estar a la altura de las circunstancias, tanto para salvar al mundo o para ser un buen padre. Y en ambos casos, Paul Rudd da la talla.

11: «Doctor Strange» (2016)

Con el doctor Stephen Strange (Benedict Cumberbatch), Disney repitió el plato al convertir un personaje casi desconocido en éxito de taquilla. Más que en cualquier cinta del MCU, aquí los efectos marcan la pauta en lo que hasta ese momento fue territorio desconocido para Marvel: la magia. Si bien Mads Mikkelsen hizo un buen trabajo como el villano Kaecilius, pudo haber hecho más. 

10: «Guardians of the Galaxy Vol. 2» (2017)

La segunda entrega de los aventureros espaciales fue más introspectiva, pero no dejó de lado la frescura y el buen humor. Los temas no resueltos con el padre de Peter Quill (muy bien interpretado por Kurt Russell) funcionaron y Yondu (Michael Rooker) se robó la película. 

9: «Guardians of the Galaxy» (2014)

Cuando el que el MCU ya comenzaba a oscurecer, pues ya habían sido presentados varios de sus protagonistas y se necesitaba profundizar en sus dilemas, apareció «Guardians of the Galaxy» para refrescar el ambiente y recordarnos que todavía pueden contarse historias espaciales con humor. El filme de James Gunn es como una válvula de escape en medio de un universo que ya había comenzado a madurar. 

8: «The Avengers» (2012)

Pocos filmes habían sido esperados con tanto interés. El crossover soñado. Y fue el director Joss Whedon quien logró equilibrar lo que parecía imposible: hacer coincidir en un solo lugar a los héroes más poderosos del planeta. Y para hacerlo aún más complicado, reuniéndolos en un portaviones suspendido a kilómetros sobre la superficie, con un Hulk despertando y con mal genio. 

7: «Spiderman: Homecoming» (2017)

¿Spiderman tendría sentido lejos de Nueva York, en algún lugar sin edificios lo suficientemente altos como para columpiarse? «Homecoming» contesta la pregunta: sí, porque Peter Parker, como saben los lectores del cómic, es un perdedor que encuentra heroísmo dentro del miedo que siente frente al peligro; sea este un derrumbe o la posibilidad de ver su identidad expuesta. Lo mejor de la película: Michael Keaton como un villano creado por la necesidad.

6: «Iron Man» (2008)

Trasladó su origen de una prisión vietnamita a una cueva en el inestable medio oriente, y nos convenció de que Robert Downey Jr. es la identidad secreta de un muy real Tony Stark. Dirigida por Jon Favreau, la primera aventura del héroe metálico supone también la epifanía que transforma a un egoísta industrial militar en un héroe de corazón siempre amenazado. Un mundo en el que los enemigos vienen de todas partes: sean terroristas afganos o tu socio de toda la vida. Este filme supuso la renovación de un súper héroe anteriormente de segunda fila para edificar sobre sus espaldas el universo épico de Marvel.

5: «Black Panther» (2018)

Nadie dudó que Ryan Coogler haría de «Black Panther» una buena película, cuya relevancia cultura solo es comparable a la del primer «Iron Man». Una historia sobre colonialismo y venganza donde el villano de turno es la consecuencia más oscura del orden moral que forjó al héroe. 

4: «Avengers: Infinity War» (2018)

¿Es posible darle sentido a una película con 20 héroes en pantalla? Marvel Studios hizo posible lo imposible y, encima de todo, se dio el lujo de terminar con el mayor cliffhanger del cine desde «El imperio contraataca». 

3: «Captain America: Civil War» (2016)

Luego de «Batman v Superman» llegó otra película de héroes que se agarran a golpes, pero que a diferencia de la primera sí estuvo bien hecha. «Civil War» se construyó de manera orgánica, causa y consecuencia a cada momento; dramática sin ser deprimente, divertida sin ser ridícula (la dirección de los hermanos Russo es clave aquí). Es la secuela que «Age of Ultron» debió ser y no fue. 

2: «Avengers: Endgame» (2019)

Mientras «Infinity War» fue intensa en acción, «Avengers: Endgame» la dosifica. Con menos personajes, aquí los golpes son emocionales y no tanto físicos; golpes para los héroes, quienes se ven enfrentados a sus propias decisiones y a la tragedia que transformó al Universo. Golpes para la audiencia, ansiosa por ver sobrevivir sus personajes favoritos.

1: «Captain America: The Winter Soldier» (2014)

Marvel nunca destacó por tener grandes villanos. Quizá ese sea uno de los motivos del gran nivel de la segunda cinta de Steve Rogers: aquí el enemigo viene de adentro, pues S.H.I.E.L.D. es víctima de traición y prácticamente la reducen a cenizas. Luego de encasillarse en la acción y aventura, los superhéroes aterrizan en una trama de espías que funciona dándole su espacio a los golpes. Aquella escena del ‘capi’ enfrentándose a un grupo de infiltrados en el ascensor no tiene precio.