Ocho de cada diez hombres con eyaculación precoz evitan el sexo

Un estudio realizado por Miintimidad revela que el 82,3% de los pacientes con eyaculación precoz que acuden al Centro evitan los encuentros sexuales. Relacionado a lo anterior, el 100% de ellos se siente inseguro y ansioso antes de concretar el coito, una silenciosa realidad.

De acuerdo con la directora de Centro Miintimidad, Odette Freundlich, las manifestaciones más frecuentes de los pacientes con eyaculación precoz son principalmente “la inseguridad que sienten en el momento de intimar, el miedo al fracaso, a la vergüenza, a no desempeñarse correctamente y no poder satisfacer a sus parejas”.

Blom

 

Según el manual de Psiquiatría DSMV, la eyaculación precoz sucede aproximadamente en el minuto siguiente a la penetración vaginal y antes de que lo desee el individuo, sucede a lo menos durante seis meses y en casi todos los encuentros sexuales, provocando un malestar significativo.

Freundlich detalla que la eyaculación precoz puede ser leve (entre 30 y 60 segundos después del coito), moderada (entre 15 y 30 segundos después del coito), y grave (antes de la actividad sexual y hasta 15 segundos después de la penetración vaginal).

“Algunas de las fórmulas más usadas por los hombres que sufren eyaculación precoz son: realizar ejercicios perineales cortando el chorro de orina, retardantes, anestésicos locales, Viagra, pensar en otra cosa”, señala la especialista en sexualidad.

¿Pero cuál es la clave real del éxito? “Debemos entender que la eyaculación es un reflejo y como tal, no se puede controlar voluntariamente. El reflejo de la eyaculación no se produce cuando la excitación sexual se mantiene por debajo del nivel que causa la eyaculación. La excitación sexual puede controlarse voluntariamente, por lo tanto la clave es modular la excitación”, afirma la especialista en sexualidad.

Por tanto, asegura la directora del Centro Miintimidad, “el foco del tratamiento de la eyaculación precoz, no debe estar puesto en la pareja, sino en adquirir herramientas para mejorar el control de la eyaculación, mejorando la autoestima, la capacidad de lograr relaciones sexuales placenteras, sin ansiedad, sin temor y con conciencia plena de las sensaciones corporales en las diferentes etapas de la excitación”.

Con información de Chvnoticias

Cactus24 (04-09-2019)