Ministro de Seguridad de Mali anunció liberación total de rehenes

El ministro de Seguridad de Mali, coronel Salif Traoré, informó este viernes que todos los rehenes del hotel Radisson han sido liberados. Tras una operación de las fuerzas militares malienses y los pacificadores de las Naciones Unidas, se recuperaron 18 cuerpos del hotel ubicado en Bamako, capital de Mali. Traoré advirtió que los secuestradores aún permanecen en el hotel, por lo que las autoridades continuarán el operativo militar. Asimismo, apuntó que dos de los asaltantes fueron abatidos.

El  secuestro de rehenes

- Anuncios -

Tras largas horas de tensión e informaciones confusas, culminó la toma del Hotel Radisson Blu de Bamako, capital de Mali, luego de que terroristas ingresaran y tomaran como rehenes a 170 personas. Las primeras informaciones hablan de 18 muertos. Dos de los terroristas que actuaron fueron abatidos, según fuentes miliares, pero aún no se sabe cuántos atacantes actuaron en la toma, y dos soldados resultaron heridos.

El grupo yihadista Al Mourabitoun, entre cuyos fundadores está Mokhtar Belmokhtar, ex comandante de Al Qaeda en el Magreb, es al parecer responsable del ataque, según testigos citados por la agencia turca Anadolu. Según algunos analistas, Al-Mourabitoun se habría unido recientemente al Estado islámico, como anunció Adnan Abu Walid Sahraoui.

Belmokhtar sin embargo lo desmintió, hecho que sugiere la hipótesis de una división dentro de la agrupación Efectivos de fuerzas especiales de Estados Unidos brindaron ayuda a las fuerzas malienses para socorrer a los rehenes, informó el Pentágono.

Ayuda de Estados Unidos y Francia

“Las fuerzas estadounidenses ayudan a poner a los civiles en lugares seguros mientras las fuerzas malienses recuperan el hotel”, indicó la teniente coronel Michelle Baldanza.

Los doce miembros de la tripulación de Air France que estaban en el hotel están entre las decenas de rehenes liberados sanos y salvos, informó la aerolínea en un comunicado. Los terroristas ingresaron a los tiros en el hotel usando automóviles con matrícula diplomática, y Gritaron “Allahu Akbar!” (Dios es grande en árabe) antes de abrir fuego. Según un portavoz policial, dejaron en libertad a quienes pudieron recitar en árabe el Corán.

CACTUS24/ZMG (20/11/2015).

Comentarios
COMPARTIR