Miami Beach ya está lista para abrir sus famosas playas tras el confinamiento

CLEARWATER, FL - MAY 04: People visit Clearwater Beach after Governor Ron DeSantis opened the beaches at 7am on May 04, 2020 in Clearwater, Florida. Restaurants, retailers, beaches and some state parks reopen today with caveats, as the state continues to ease restrictions put in place to contain COVID-19. Mike Ehrmann/Getty Images/AFP

Cuadrillas de operarios daban este martes los últimos retoques a las playas de Miami Beach antes de que vuelvan mañana a llenarse de público después de más de dos meses cerradas, una reapertura que marca simbólicamente el resurgir de Miami como destino turístico después de la pandemia.

Blom

 

A partir de este miércoles los residentes y los forasteros podrán disfrutar de la arena y el mar en todo el condado de Miami-Dade, aunque en grupos de no más de diez personas y separados entre ellos por los seis pies de rigor en la actualidad.

Uno de los más contentos es el profesor Stephen P. Leatherman, más conocido como “Dr. Beach”, que dijo este martes a Efe que Florida debería llamarse ahora el “El estado de la playas” en vez del “Estado del Sol”.

“Seamos sinceros, la playas son las áreas más populares de exhibición de Florida”, manifestó Leatherman, profesor de estudios medioambientales y director del Laboratorio de Investigación Costera de la Universidad Internacional de Florida (FIU).

El ambientalista subrayó, sin embargo, que no todo fue malo en la pandemia porque a las playas han llegado más tortugas a anidar al no haber gente, y además hay menos basura y colillas de cigarrillos, “que son terribles”.

“Espero que la gente vaya a la playa y que haya más respeto por la vida animal y no dejar basura (…) que respetemos a la madre naturaleza más”, indicó “Dr. Beach”, conocido por seleccionar cada año los mejores arenales de los Estados Unidos.

Alertó del uso de mascarillas y además que el distanciamiento también debe ser dentro del agua al recordar que el condado de Miami-Dade es que mantiene mayor cantidad de casos de la COVID-19, con cerca de 20.000 de los 66.000 del estado.

Este martes, a lo largo de las distintas zonas de Miami Beach, una enorme playa a mar abierto, se podían ver obreros dedicados a la limpieza y embellecimiento para un gran día varias veces demorado, como también a jóvenes con máscaras siendo entrenados para tareas de apoyo.

La última demora fue la semana pasada a causa de las protestas por la muerte del afroamericano George Floyd a manos de la policía en Minneapolis y del consiguiente toque de queda implantado en el condado de Miami-Dade para prevenir desórdenes.

La decisión gubernamental de reabrir las playas y poner fin al toque de queda fue muy bien recibida por el sector turístico, que se ha visto muy afectado por el COVID-19 y es uno de los principales motores económicos del estado.

Cactus24 (09-07-2020)