Madres bonobo chimpancé ayudan a sus hijos a tener sexo

Las madres y abuelas juegan un papel decisivo en la estructura familiar de muchas especies, incluidos los humanos. En el caso de los bonobos (Pan panicus), la función de las hembras en el mantenimiento del grupo familiar y la descendencia de los hijos llega a un extremo hasta ahora insospechado.

Blom

 

Expertos del departamento de Primatología del Instituto Max Planck de Antropología Evolutiva en Leipzig (Alemania) han comprobado en un estudio científico que las madres bonobo ayudan directamente a sus hijos macho a encontrar parejas fértiles y ha tener relaciones sexuales, consiguiendo de esta forma -consciente o inconscientemente- tener un mayor número de nietos. Los resultados de esta singular investigación han sido publicados en la revista Current Biology .

Además de ejercer el matriarcado en muchos actividades cotidianas, las hembras de esta especie emparentada con los chimpancés usan su jerarquía para asegurar que sus descendientes machos tengan fácil acceso reproductivo a hembras que se encuentran en período fértil, incluso interfiriendo en las relaciones cuando algún otro macho intenta quitarle la pareja a su hijo.

“Las mamás bonobo actúan un poco como pasaportes sociales”, ha concretado Surbeck en declaraciones difundidas por AFP. “Los hijos, muy cercanos a sus madres, también son centrales en el grupo y acceden en este a posiciones que les permiten interactuar más con otras hembras, lo que incluye copular». «Si hay una hembra que es muy atractiva ves mamás que se quedan a su alrededor, y en la sombra de sus mamás están los machos”, agregó el profesor Surbeck.

Los autores comprobaron que en el caso de las bonobo si una madre perdía su jerarquía alta, su hijo también descendía de rango y, consecuentemente, se volvía menos exitoso en sus intentos de apareamiento.

Curiosamente, las madres bonobo no hacían un esfuerzo adicional por sus hijas en este sentido, ni tampoco las ayudaban con la crianza de su descendencia. La hipótesis actual de Surbeck es que, dado que las hijas bonobo abandonan la comunidad y los machos permanecen en ella, puede que no amerite que las madres les dediquen tiempo desde una perspectiva evolutiva.

Cactus24 (23-05-2019)