Las uñas son el reflejo de nuestra salud

Arreglarse  las uñas de las manos y pies hace parte de los rituales más importantes de las mujeres modernas. Cuidarlas,  pintarlas y decorarlas hace parte de la rutina de belleza  cada día más importante para nosotras, mantenerlas en buen estado no es nada complicado.

Las uñas también puede sufrir los embates de la contaminación ambiental y el ataque de las agresiones cotidianas. Pueden estar resecas y, por lo tanto, debilitarse. Por ello, para hidratarlas, se aconsejable utilizar determinados aceites vegetales o cremas humectantes con ceramidas que permiten su perfecta hidratación.

Igualmente, debe tener en cuenta que el uso abusivo de esmaltes, acetona y fortalecedores con formol puede provocar que las uñas se tornen más frágiles y, por tanto, se debiliten.

Además, la falta de zinc, hierro y vitaminas A, B6 y E pueden originar otra serie de problemas en las uñas. De hecho, utilizar hidratante de uñas una vez al mes en vez de esmalte podría evitar el desecamiento, la descamación y su debilitamiento.

Cada detalle cuenta para tener uñas en buena salud, por ello debemos considerar que:

Uñas con bandas negras: Las uñas con bandas negras como los “códigos de barras” pueden tener como causa los problemas hormonales. Embarazo y tratamiento con medicamentos antipalúdicos.

Uñas con manchas blancas: No están relacionadas como se cree a una falta de calcio. A veces se asocian a problemas de la glándula tiroidea.

Uñas con manchas amarillas: Están asociadas al gran consumo de cigarrillos (manchas de los fumadores) pero se encuentran también en pacientes que han recibido tratamiento con antibióticos de la familia de las tetraciclinas.

Uñas gruesas y débiles: Este tipo de uña se desprende en los puntos de unión con el dedo. Se encuentran en los enfermos de psoriasis.

Uñas abombadas y grises: Llamadas también en forma de “vidrio de reloj”. Se encuentran en personas con problemas cardiacos o pulmonares crónicos.

Uñas secas y frágiles: Las uñas secas y frágiles son el resultado de una falta de vitaminas A, B o E, pero también son debido a una falta de hierro o calcio.

Uñas cóncavas: Esto puede traducir una falta de hierro, una anemia crónica o también un problema hepático.

CACTUS24 (17/11/2015).

ATENCIÓN: Cactus24 no se hace responsable de los comentarios emitidos por los lectores.