Héctor Vargas: Es irreversible el ecocidio por los derrames petroleros en la Costa Oriental del lago

La Industria Petrolera y Maduro hacen caso omiso al daño irreversible que ha ocasionado los derrames petroleros en la Costa Oriental del Lago, sobre todo en las ciudades de Cabimas, Lagunilla y Ciudad Ojeda, sus habitantes han perdido parte de sus enseres y destruido sus viviendas, además de causar un ecocidio y gran contaminación ambiental.

Así lo manifestó el dirigente de UNT, Héctor Vargas, quien ha denunciado en reiteradas ocasiones el desastre que ha ocasionado los derrames petroleros en esta zona occidental del país. Quien aseguró que lo que impera es el ecocidio, la contaminación ambiental, además de perjudicar la pesca, el turismo y el comercio.

“Da dolor ver lo que se ha destruido por la inoperancia e irresponsabilidad de la Industria Petrolera, que es indiferente ante las denuncias de toda una población que está seriamente afectada por estos derrames petroleros”.

Blom

 

Indicó que PDVSA no produce petróleo, pero lo derrama por las calles y viviendas de Cabimas, Lagunillas y Ciudad Ojeda, porque a su juicio la industria no hace mantenimiento, lo que reina es el abandono y la corrupción.

“Maduro y las autoridades de la propia petrolera estatal no se presentan en la zona para constatar y atender la crítica situación que ha dejado a cientos de pescadores sin la única forma de sustento, las redes las pierdes porque se llenan de petróleo, al igual que las lanchas y los motores”.

Destacó que la Comisión Delegada, en su gira por el estado Zulia se trasladó la semana pasada hasta Cabimas, para atender las múltiples denuncias sobre el derrame petrolero en el lago de Maracaibo y en toda la Costa Oriental

“Pudieron constatar el desastre en que se encuentra la industria petrolera en el Zulia, que en su oportunidad llegó a producir un millón 300 mil barriles diarios de petróleo, hoy en día no llega a 200 mil. Esas son las consecuencias de la corrupción y las expropiaciones de más de 80 empresas en la Costa Oriental del Lago que destruyeron y convirtieron en chatarras y otras en cuarteles militares”.

Agregó que el daño ecológico es irreversible, porque los derrames han afectado grandes extensiones del ecosistema de la zona de la Costa Oriental del Lago, producto de la falta de mantenimiento y el abandono de los campos que están en tierra.

“Se roban las tuberías porque esos campos están abandonados, generado derrames en Cabimas, Lagunilla y Ciudad Ojeda. Es lamentable ver a los niños jugando en el patio de sus casas llenos de petróleo, al igual que las calles. Se han perdido cultivos, animales y nadie responde por esos daños”.

Aseguró que la administración chavista nunca se va a ocupar de la situación que viven los zulianos con los derrames petroleros, porque no les interesa, por lo que considera que para reconstruir la Industria petrolera venezolana y vuelva a ser operativa y productiva como lo fue, es necesario que unidos pueblos, dirigentes y simpatizantes políticos democráticos por un cambio político que permita que se celebren en Venezuela unas verdaderas elecciones libres y verificables.

“Unas elecciones con condiciones justas, con la participación de observadores internacionales de la ONU, la OEA y rescatar de esta desidia las instituciones, la empresa petrolera, la dignidad de los venezolanos y la democracia”.

Cactus24/25-03-2021