Grupo armado niega haber matado al embajador italiano en el Congo

Un grupo armado en el este del Congo, acusado por el gobierno de realizar una emboscada a un convoy de las Naciones Unidas en el que murieron el embajador de Italia y otras dos personas, ha negado cualquier implicación en el ataque.

Blom

 

El Ministerio del Interior del Congo culpó el lunes a una milicia hutu llamada Fuerzas Democráticas para la Liberación de Ruanda (FDLR), que está activa cerca de donde el embajador Luca Attanasio, de 43 años, y su guardaespaldas Vittorio Iacovacci, de 30, fueron baleados.

El conductor del Programa Mundial de Alimentos Mustapha Milambo también murió, dijeron funcionarios locales.

Las FDLR fueron fundadas por altos oficiales y milicianos ruandeses que, según las Naciones Unidas y otros, ayudaron a orquestar el genocidio de 1994 en la vecina Ruanda. Es uno de los 120 grupos armados que operan en el este del Congo.

“Las FDLR declaran que no están involucradas de ninguna manera en el ataque”, dijo el grupo rebelde en un comunicado este martes, condenando lo que calificó como un “asesinato cobarde”.

Las FDLR secuestraron a dos turistas británicos en el mismo pueblo en mayo de 2018 y los retuvieron durante varios días antes de liberarlos. El cercano Parque Nacional Virunga, que se encuentra a lo largo de las fronteras del Congo con Ruanda y Uganda y es el hogar de más de la mitad de los gorilas de montaña del mundo, luego cerró durante nueve meses.

La emboscada del lunes fue llevada a cabo por seis hombres armados, que detuvieron el convoy de dos automóviles en la carretera hacia el norte desde la capital provincial de Kivu del Norte, Goma, dijo la presidencia del Congo.

Los atacantes alejaron a los siete pasajeros de los autos después de matar a uno de los conductores.

El ejército y los guardaparques siguieron al grupo y se produjo un tiroteo.

“Los secuestradores dispararon a quemarropa al guardaespaldas que murió en el acto y al embajador hiriéndolo en el abdomen. El embajador murió a causa de sus heridas una hora después en el hospital de mantenimiento de la paz de Naciones Unidas en Goma ”, dijo la presidencia, y agregó que enviaría un equipo a investigar.

Pierre Boisselet de Kivu Security Tracker, una iniciativa de investigación que mapea los disturbios en la región, dijo que no se puede descartar la FDLR.

«(Pero) no hemos visto, y el gobierno no ha mostrado hasta ahora, evidencia que demuestre la responsabilidad de las FDLR en esta etapa», dijo Boisselet.

 

Cactus24 23-02-21