Entre excremento y aguas negras conviven en Caja de Agua

Una denuncia que ha sido ignorada por Hidrofalcón, trajo como consecuencia el desborde de aguas negras dentro de 15 viviendas ubicadas en la calle Monagas entre Providencia y Comercio con esquina del callejón Bolívar de Caja de Agua de Punto Fijo.

Blom

 

Las familias que allí residen tienen que convivir las 24 horas del día rodeadas de olores putrefactos, excremento y aguas negras que se desbordan de los inodoros ante el colapso de las tuberías de aguas residuales.

Adultos mayores con diversos padecimientos, niños y jóvenes están expuestos a contraer enfermedades de la piel y respiratorias ante la falta de respuesta efectiva por parte de la empresa hidrológica.

Los vecinos afectados, coincidieron en el contundente llamado a la gerencia de la empresa, alegan que además de los perjuicios a su salud, el constante brote de aguas negras ha ocasionado el hundimiento y rotura de las calles.

“Les pedimos que se pongan la mano en el corazón y consideren la situación en que vivimos, que aparten la ideología política y la apatía, que cumplan con el trabajo de saneamiento ambiental que requerimos acá en este sector”, exhortó Luis Rincón.

Jorge Lugo, otro afectado, aseguró que varios vehículos han caído en los huecos de las calles y vaticina que en poco tiempo a las 15 casas afectadas se sumará el resto de las viviendas de la calle Monagas.

Foto cortesía

CACTUS24 (19-07-16)