Colombiano cuadra fuga luego de la libertad de su esposa

Jaime Castro González, de 48 años de edad, se encontraba privado de su libertad junto a su esposa Patricia desde hace dos años aproximadamente cuando fueron detenidos por una comisión de la Guardia Nacional con un cargamento de cocaína en Carora, municipio Torres del estado Lara.

Ellos fueron enviados al Centro Penitenciario David Viloria mejor conocido como Uribana, estaban procesados pero a Jaime lo pasaron para la Comunidad Penitenciaria de Fénix, en una de los motines ocurrido en ese penal fue trasladado hasta la cárcel de El Dorado en el estado Bolívar, lugar donde duró algunos meses y hace aproximadamente cuatro meses fue trasladado nuevamente a Lara, volvió a Uribana donde estaba su esposa.

Blom

 

Fuentes internas cuentan que no todo el mundo trabaja directo con el director o en los alrededores del penal, los presos para ello se tienen que ganar y demostrar la confianza pero Jaime fue asignado muy rápido para trabajar con el director del penal en su vivienda, allí muchos se encargan de la comida, de la limpieza entre otras cosas. Mientras en el anexo femenino su esposa Patricia venía cuadrando una medida humanitaria por parte de los tribunales, indicando una enfermedad, la misma fue otorgada está semana, según relató la fuente ligada a la investigación.

Jaime espero el 24 de diciembre día en que se materializó su fuga, desapareció como por arte de magia, nadie conoce los pormenores, pero todos sospechan que fue pagado pues vieron los hijos de la pareja merodear el pasado viernes por el penal, aunque ese día no correspondía visita.

Es de resaltar que Jaime cuando fue detenido ya tenía experiencia en el transporte de droga, pues el 15 de febrero del 2012 fue detenido en Mérida tras revisar su carro y encontrar tres compartimientos secretos que presumen era para transportar las sustancias ilícitas, pero en esa ocasión fue dejado en libertad porque al hacer el barrido de la camioneta no encontraron rastros de droga en el vehículo.

Jaime trasladaba la droga directo desde Colombia es natural de Pamplona, Norte de Santander, aunque estaba residenciado en Mérida y decía ser un agricultor.

El caso de la fuga de Jaime está en manos de la Guardia Nacional quienes indagan al respecto, se pudo conocer que por este caso un custodio y el director del penal están detenidos, fueron llevados al Cicpc para ser reseñados por su complicidad en la fuga.  

Al respecto desde el Ministerio de Servicio Penitenciario no se ha pronunciado al respecto.

 

Karina Peraza Rodríguez/Corresponsalía Lara

Cactus24 (26/12/18)