El expresidente de la Asamblea Nacional de Venezuela Julio Borges aseguró este viernes que el Gobierno de Nicolás Maduro “nunca esperó una participación tan baja” en las elecciones presidenciales e insistió en que esa “victoria” de la oposición fue un paso para “restablecer la democracia” en el país.

En una charla en Washington auspiciada por el Centro de Estudios Internacionales y Estratégicos (CSIS), Borges abordó el escenario venezolano tras los comicios, y alertó de que pese a ese golpe a su Gobierno, Maduro jugará por resistir, imitando el modelo cubano, señaló.

“Maduro buscará desviar (la atención) hacia otros problemas en el exterior. La filosofía de Maduro siempre ha sido resistir, y lo seguirá siendo. Quiere ser una nueva Cuba en el continente”, indicó.

Borges subrayó el impacto de los resultados en la legitimidad del Gobierno venezolano, pero reconoció también que la oposición tiene el “reto de lograr la unidad” para poder derrotar al mandatario chavista.

“Tenemos el poder y el apoyo internacional de más de 60 países que desconocieron las elecciones, pero ahora tenemos que fortalecer nuestra situación interna”, indicó en alusión a la reciente creación del Frente Amplio Venezuela Libre, una coalición que trasciende los partidos políticos y también ha acogido a otras organizaciones de la sociedad civil.

Borges abordó además el papel sustancial que juegan las Fuerzas Armadas venezolanas.

“El siguiente reto es convencer al Ejército de que pueden ser parte de un país nuevo, con instituciones libres y democráticas, y probar que podemos cambiar la economía y las instituciones para crear una democracia, que sabemos cómo lidiar con la crisis”, añadió.

Cactus24 26-05-18