Policía detiene a dos GNB que cobraban peaje a transportistas

Anuncios Google

Christian Gil y Luis Lanza quienes hace unos cuantos días se llenaban los bolsillos amparados en el uniforme de Guardia Nacional Bolivariana cobrando peaje a conductores para permitirles circular por la Autopista Gran Cacique Guaicaipuro, Caracas, perdieron su condición de militares y también la libertad.

Blom

 

El Fiscal General de la República, Tarek William Saab, anunció que los mismos se encuentran detenidos y que serán procesados por peculado de uso, concusión y agavillamiento, delitos que cometieron como militares, condición que perdieron a juzgar porque el representante del Ministerio Público se refirió a los mismos como ex guardias nacionales.

Esposados como delincuentes, frente al pendón de la policía y con dos funcionarios de cada lado, Gil y Lanza fueron expuestos a la opinión pública que ya los conocía de vista desde el instante en que desde una buseta, testigos grabaron el instante en que recibían de un transportista el dinero que le exigían para permitirles trabajar y circular por la referida autopista.

Es de destacar que el Fiscal General a través de su cuenta de Twitter y la de Instagram @MinpublicoVE hace seguimiento a casos controversiales y delitos cuyos perpetradores han quedado expuestos a través de videos y denuncias viralizadas por las redes sociales y demás plataformas.

Estos dos GNB que quedaron expuestos en el vídeo no son los primeros ni seguramente serán los últimos incursos en peculado de uso, concusión y agavillamiento, modalidad que según otras tantas quejas no tan vitales, se observa con mucha frecuencia en alcabalas donde algunos funcionarios privan de pertenencias, bienes y hasta divisas a ciudadanos, especialmente aquello que retornar al país y que vienen cargados de maletas.

La respuesta del Ministerio Público frente a estos dos guardias revela que grabar estos hechos, abuso de autoridad o arbitrariedades no constituyen delito, sino una evidencia para depurar a los diferentes organismos de seguridad, algunos de ellos infiltrados por quienes valiéndose de los uniformes, armas y patrullas que les proporciona el Estado para brindar seguridad, de hacen parte de la hampa que juraron combatir.

Redacción por Gerardo Morón Sánchez

Cactus24 (15-05-2022)

Anuncios Google